Lo mejor de cada casa venció el concurso de chirigotas vestidos de comunión

Cuatro grupos se midieron en el concurso de coplas de este año. Lo mejor de cada casa fue la chirigota que consiguió alzarse con el primer premio de este concurso que destaca sobre todo por la diversión que ofrece a los vecinos de Membrilla.

La rondalla Gitana abrió el espectáculo,  un grupo de gitanos dispuestos a pasárselo bien y a disfrutar cantando sus coplillas. En sus letras hablaron sobre la actualidad en Membrilla en el último año, de las novedades en la política nacional y de la Casa Real.

Los segundos en actuar fueron la peña Mama mia, ataviadas con ropa hippy de los años 70 animaron a los espectadores ofreciendo paz y amor. En sus letras vimos una crítica de la actualidad de los últimos meses en nuestro país y en Estados Unidos. También cantaron sobre otro de los grandes temas, las relaciones de pareja y cómo cambia de la vida y el amor según avanza la edad.

En tercer lugar actuó la peña el biberón que comenzarón haciendo un repaso de sus 30 años de historia y de las complicaciones que habían tenido para estar esa noche con todo su público. Complicaciones que no les impidieron subir al escenario para hacer lo que mejor saben.

Lo mejor de cada casa fue la última peña en actuar, vestidos de niños y niñas de Comunión, “La primera hostia no se olvida” fue el título elegido de su chirigota de este año que cuenta con 17 participantes uno más que el año pasado.Lo mejor de cada casa consiguió alzarse con el primer puesto y repitieron su actuación para deleite de todos los presentes que disfrutaron de una de las actividades más esperadas todos los años dentro del carnaval de Membrilla.